Escalante no jugará con Once Caldas.

Luego de que Mendoza le comunicara a Escalante que no se le tomará en cuenta para la plantilla en este inicio de año, el Soledeño estaba en carpeta de Once Caldas donde llegó a viajar y realizarse los exámenes médicos.

Donde solo faltaba la firma, el jugador decidió no firmar por una diferencia significativa en cuanto al pago por jugar en el conjunto de Manizales, según el club blanco, llegó con pretensiones que no sabían acordado.

El jugador llegaba a modo de préstamo, y el arreglo inicial entre los clubes y su representante era de mantener el salario que el extremo tenía en Junior. Pero el delantero llegó pidiendo un aumento del 66% salarial respecto a lo que ganaba en Junior, de 16 millones que se ganaba en Barranquilla a 25 millones mensuales. Pretensión económica que excede la asignación presupuestal para la posición.

EL mismo DT le bajó la intensidad apurando cerrar el capitulo diciendo “Léiner nunca entrenó, ni siquiera se puso ropa del club”.

La Esquina Rojiblanca.

You May Also Like

0

Tu carrito

A %d blogueros les gusta esto: